La vicepresidenta y canciller Marta Lucía Ramírez destaca los esfuerzos del Gobierno para fomentar el emprendimiento femenino.

Marta Lucía Ramírez, vicepresidente y canciller

Una de las banderas que ha liderado Marta Lucía Ramírez desde su rol como vicepresidenta de Colombia es el empoderamiento de las mujeres. Lo ha hecho por medio de políticas, programas y recursos enfocados especialmente en emprendimientos femeninos, temas sobre los cuales dialogó con Portafolio.

¿Qué logros ha tenido Colombia con la política de equidad de mujeres?

Desde la Vicepresidencia hemos trabajado con la Consejería para la Equidad de la Mujer en posicionarlas en tres áreas: empoderamiento económico, liderazgo social y empoderamiento político y prevención de la violencia. Impulsamos el tema al incluir en el Plan de Desarrollo un capítulo sobre equidad de género y, por primera vez, todos los gobernadores introdujeron uno similar en sus planes de desarrollo. ¡Empoderar económicamente a las mujeres es una prioridad para la verdadera equidad!

Además, propuse crear una Casa de Mujeres Empoderadas para el acceso a oferta institucional, en donde se ofrezca consultorio jurídico, capacitación en tecnología, apoyo en el desarrollo empresarial y emprendedor y soporte sociológico para quienes han sufrido violencia. Ya hemos instalado 26 casas en distintos departamentos. Espero dejar creada al menos una en cada región.

Además, durante el confinamiento creamos un fideicomiso para apoyar el emprendimiento de mujeres y en la Ley de Emprendimiento lo transformamos en el Fondo Mujer Emprende. A la fecha hemos impactado a 1.904.354 colombianas. Una mujer autónoma financieramente puede no solo materializar sus proyectos, sino también escapar de la violencia impuesta por parejas que utilizan su capacidad económica como chantaje para mantenerla a su lado, bajo el yugo del maltrato.

¿Qué apoyos ha promovido el Gobierno para fomentar la inclusión laboral femenina?

Las mujeres fueron una de las poblaciones más afectadas por la pandemia, por lo que nos dimos a la tarea de impulsar la generación de empleo para ellas y, de a poco, hemos logrado revertir las cifras: en enero del 2022 –según el DANE– se recuperaron 1,5 millones de trabajos perdidos en medio de la crisis, 57,6 % de los cuales corresponde a mujeres.

Además, gracias a la inclusión de enfoque de género en la red de prestadores del servicio público de empleo logramos generar 983.688 puestos para ellas. También hemos emprendido acciones con el sector privado, como nuestro pro grama ‘Construimos a la par’, de la mano de Camacol, con el que hemos llegado a 19 departamentos para vincular a más mujeres al sector de la construcción.

¿Qué falta para cerrar las brechas de género?

Lo primero es que todos y cada uno de los actores sociales demos pasos de buena voluntad para hacer del discurso de la equidad de género una realidad. Hay una semilla importante, que está germinando, un legado que vamos a dejar como política de Estado que esperamos sea abonado por nuestros sucesores.

En concreto, dejaremos listo nuestro Bono Soberano de Género, con el que somos pioneros en la región. Y algo que me llena de esperanza: hemos impactado en programas STEM + TIC a más de 800.000 mujeres, incluidas jóvenes y niñas. Se trata de un andamiaje que hemos fortalecido y cuyos frutos esperamos se multipliquen en los próximos años.

El Gobierno lanzó una directiva presidencial con enfoque de género para la reactivación económica. ¿Qué resultados deja este enfoque?

Desde que empezó la pandemia pusimos en marcha la Directiva Presidencial # 11, donde se ordena a las carteras ministeriales que, en el marco del plan de reactivación ‘Compromiso por Colombia’, emprendan acciones que estimulen la generación de empleo y emprendimiento de las mujeres. Gracias a ello se han creado 399.091 oportunidades de trabajo para ellas.

Algo muy impor t ante, que complementa este andamiaje, es el Fondo Mujer Emprende, alineado con la Ley de Emprendimiento, y que se nutre de recursos del sector privado y de la cooperación internacional para financiar empresas femeninas del campo y de la ciudad y ayudarles a consolidar sus ideas de negocio. Este Fondo cuenta con un capital de $56.000 millones y, a 28 de enero del 2022, se comprometieron $16.000 millones. Esperamos que, en el mediano plazo, Colombia se convierta en una nación de mujeres emprendedoras.

Entrevista publicada en Portafolio
https://bit.ly/3KOKl1t

Los comentarios están cerrados.